El Avisador de Badajoz incluía entre sus hojas anuncios y avisos, que podían tratar desde nombramientos de la administración hasta la “desaparición” de un caballo en la dehesa de Mingo Nieto. No sabemos si lo localizaron.

Fuente: El Avisador de Badajoz. 18/06/1863.